free hit counter

Expansión: «La economía china ya se está poniendo en marcha y esto beneficiará a los países sudamericanos que tienen intensas relaciones comerciales con Pekín»

Este miércoles, el diario líder en la prensa económica española Expansión ha publicado un interesante análisis firmado por la periodista especializada en #LATAM, Amaia Ormaetxea, sobre el impacto de la crisis de la COVID-19 en la región y el futuro del territorio, actualmente nuevo epicentro de la pandemia, en el que he tenido la oportunidad de brindar mi punto de vista.

En palabras de la periodista: «La parálisis de la economía a causa de la emergencia sanitaria y la caída del precio del petróleo han formado una tormenta económica perfecta en la región. La recuperación de China se perfila como la tabla de salvación para las empresas españolas y locales.

Según las previsiones de organismo como el Fondo Monetario Internacional (FMI), Cepal o el Banco Mundial, los países de la región terminarán 2020 con retrocesos económicos que rondarán el 5%. Latinoamérica comenzó el año con la esperanza de retomar la senda del crecimiento y, aunque las expectativas no eran excesivamente optimistas y apuntaban hacia crecimientos débiles en Brasil y México -las dos locomotoras de la región-, los efectos devastadores de la pandemia han echado por tierra cualquier atisbo de prosperidad a corto y medio plazo.

América Latina ha sufrido el impacto de esta crisis por tres vías distintas: primero se resintió la demanda china de materias primas -el país asiático es el principal socio comercial de muchos países sudamericanos-, luego llegó la caída del precio del petróleo (muchos países latinoamericanos son exportadores de crudo) y, finalmente, la parálisis económica derivada de las medidas de restricción del movimiento que se han puesto en marcha en prácticamente la totalidad de los países de la región.

América Latina, que tras la crisis financiera de 2008 se convirtió en un refugio dorado para muchas empresas españolas, grandes y pequeñas, ya no está en condiciones de ofrecer esa salvaguarda. La crisis es global».

Ante la circunstancia, como presidenta de CEAPI (Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica), no he dudado en expresar mi confianza en la recuperación de #LATAM, señalando que hay varios elementos que, a mi parecer, favorecen a la región a la hora de hacer frente a esta crisis.

La economía china ya se está poniendo en marcha y esto beneficiará a los países sudamericanos que tienen intensas relaciones comerciales con Pekín. Asimismo, distingo otros dos puntos a favor de la región a la hora de encarar ese proceso de recuperación: el primero tiene que ver con la demografía, y es que América Latina tiene una población mayoritariamente joven, que se ha demostrado que es menos vulnerable al coronavirus; el segundo es que gran parte de los gobiernos latinoamericanos han reaccionado rápido y han decretado medidas restrictivas con un número de fallecidos mucho menor que en Europa o Estados Unidos.

Te invito a leer aquí el texto completo. 

Comentarios cerrados